www.thetermis_clan.es.tl
  LittleBigPlanet -
 


 
Género: Plataformas
Fecha de salida: 23-10-2008
Plataforma: PS3
Desarrolla: Media Molecule
Productora: Sony Computer Entertainment
Distribuye: Sony Computer Entertainment
Manual: Castellano
Idioma: Castellano
Voces: Castellano
Soporte: Blu-Ray
Multijugador: Si
Recomendado: 7+
Precio: No disponible
Web oficial: No disponible
 
LittleBigPlanet

publicado  12-10-2008
Tipo de artículo: Análisis
Sistema: PS3
 

 

LittleBigPlanet es para muchos poseedores de PS3 el juego más esperado; el juego que más veces mencionan en las aburridas discusiones Xbox 360 vs. PS3; el juego que les quita el sueño. En fin, que han surgido unas expectativas alrededor de LittleBigPlanet que suelen verse incumplidas, pues resulta muy complicado complacer al usuario. Pero LittleBigPlanet no caerá en esa “trampa”, pues estamos ante uno de los mejores juegos de PS3 y del año.


Juega con tu sackboy

Sony nunca ha dejado de tener fe en Media Molecule y su LittleBigPlanet, y es que además de ofrecer una estética tremendamente bonita, sabían que las posibilidades que tenía este juego eran inmensas, y que es uno de los trenes que pasan en tu vida, y que has de coger. Por ello, Sony permitió que el juego se retrasase hasta que estuviera perfecto… y parece que han hecho bien.

Nada más empezar, veremos una escena de vídeo donde se nos explica que los sueños de todo el mundo van hacia un mundo imaginario donde todo es posible. Y ahí es donde entramos nosotros, pues pasaremos a manejar a un muñeco de trapo, también llamado sackboy, que recorrerá los diferentes mundos para ayudar a los personajes que hay en nuestros sueños y para vivir un sinfín de aventuras.


Jugabilidad

Lo primero será crear un personaje a nuestro gusto, pues tendremos un montón de opciones a escoger para que nuestro muñeco de trapo sea diferente al del resto de los usuarios. Podremos escoger el material con el que estará hecho, su pelo, ojos, adornos que llevará en la cabeza, vestidos, etc. Además, al acabar cada fase recibiremos nuevas prendas u objetos que podremos usar para ir modificándolo y dejarlo como más nos guste.

Luego, LittleBigPlanet nos explicará los diferentes controles de nuestro muñeco de trapo, pues además de correr y saltar por los escenarios, podremos utilizar los botones L1 ó R1 para que se agarre a ciertos objetos y así pueda interactuar con ellos. Puede agarrarse a la cola de un caballo para ir muy rápido, a una plataforma para que se caigan los premios que había encima de la plataforma, coger explosivos, etc.

Luego, también se han añadido diferentes funciones a los botones de la cruceta digital del mando, pues cada dirección hace que nuestro simpático sackboy cambie de expresión facial. Así, si pulsamos hacia arriba mostrará alegría, hacia abajo sentirá tristeza, hacia la izquierda miedo, y hacia la derecha enfado. Además, para hacerlo aún más gracioso e interesante, habrá varias muecas para cada sentimiento. Esto no deja de ser un pequeño extra, pero le da un aspecto muy cómico y “mono” al juego.

Otra opción que tendremos disponible cuando juguemos será las que nos ofrece el sensor de movimiento del Sixaxis, pues si lo agitamos puede servir para dejar de utilizar ciertos objetos, o también para que nuestro sackboy mire hacia arriba o hacia abajo (para ello, bastará con girar el mando hacia arriba o hacia abajo).

Llegamos por fin a la opción más importante e interesante de los controles de LittleBigPlanet, el Popit. Para usarlo bastará con pulsar el botón cuadrado, con lo que saldrá un bocadillo con diferentes opciones. Dichas opciones variarán si estamos en el modo de creación de nivel o jugando al modo historia, pero bastará con que sepáis de momento que sirve para colocar diferentes pegatinas en los niveles o modificar el aspecto de nuestro muñeco de trapo.

Una vez que ya están explicados las habilidades de nuestro sackboy, pasamos a hablar del modo historia, que viene a ser el núcleo principal del juego…hasta que nos lo terminemos. En este modo historia, pasaremos por diferentes fases en las que tendremos que ayudar a una serie de personajes como El Rey, Zola o Mag. Todo el modo historia se desarrolla sobre una reproducción de peluche de nuestro mundo, y desde nuestra cápsula (que viene a ser el recibidor o hall principal de LittleBigPlanet) accederemos a las fases en el orden preestablecido. Así, empezaremos con las misiones de El Rey en Europa, para acabar visitando todos los continentes.

Habrá varios mundos disponibles, habiendo un personaje al que ayudar, principalmente, en cada uno. Así, durante el desarrollo de las fases tendremos que ir superando obstáculos de la mejor manera posible. Esto hará que tengamos que usar el cerebro, pues LittleBigPlanet nos exige cierta habilidad, astucia e ingenio. Se convierte en uno de los plataformas más interesantes del mercado (junto con títulos como Braid o Echochrome), pues siempre ofrece un desafío al jugador, y no solo para que demuestre sus habilidades con el mando, que es lo que los plataformas suelen acabar haciendo.

Una vez que estemos en un nivel, nos encontraremos con que el desarrollo es en 2D, pero ofrece varios niveles de profundidad, dando una falsa sensación de 3D. Viene a ser algo parecido a lo que tenía Super Paper Mario, pero sin llegar a ofrecer en ningún momento fases en 3D.

Como decía, LittleBigPlanet ofrece tres niveles de profundidad diferentes en los escenarios, que deberemos de utilizar en nuestro provecho para esquivar ciertos obstáculos, o para poder seguir avanzando por otra plataforma. Y atención, porque será en este momento donde el juego mostrará su punto más débil, ya que en algunas ocasiones se producen fallos a la hora de representar la perspectiva. Esto llevará a una confusión por nuestra parte, y puede derivar en la pérdida de una vida. Eso sí, no ocurre muy a menudo, y no deja de ser un simple fallo totalmente perdonable.

Si por cualquier cosa perdemos una vida (porque nos da un enemigo, nos quemamos, etc.), se ha habilitado un sistema de checkpoints muy acertado. Este sistema consiste en una serie de figuras redondas que hay distribuidas por todo el escenario, y que se activarán al pasar cerca de ellas. Así, si perdemos una vida, volveremos al último checkpoint, teniendo hasta cuatro oportunidades para superar esa sección y llegar al siguiente. Ah, por si os liáis de cuantas veces habéis perdido, sonará una alarma cuando sólo os falte una vida.

Lo mejor de todo es que, a pesar de que hay algunas secciones realmente complejas, LittleBigPlanet incorpora un buen número de checkpoints, así que la desesperación no estará dentro del vocabulario de este juego.

Durante las fases, nos encontraremos con un montón de objetos que recoger, pues tendremos que intentar coger todos los chismes y burbujas que hay por ahí. Dentro de la categoría de los chismes nos encontraremos con pegatinas u objetos que servirán para adornar los niveles que creemos o para adornar a nuestro sackboy.

Las burbujas nos sirven para medir la puntuación final de cada fase, y así mediremos qué tal lo hacemos con respecto al resto de usuarios. Sin embargo, las pegatinas tendrán una función mucho más importante, pues a lo largo de las diferentes fases nos iremos encontrando con diferentes zonas que parecen un tanto desangeladas, y que parecen pedir a gritos que pongamos esa pegatina que nosotros tenemos. Así, tendremos que ponerle cara a una marioneta, “tunear” un coche o poner una ventana en los huecos de una casa. Esto mismo también deberemos de hacerlo con una serie de objetos, como ponerle una cola a un caballo, donde agarrarnos para ir así por los escenarios mucho más rápido. Al colocar dichas pegatinas u objetos en el lugar idóneo, conseguimos recompensas en forma de más pegatinas.

Algunas pegatinas tendrán una función especial, pues nos servirán para desbloquear una serie de pequeñas pruebas de habilidad a las que podremos acceder desde el mapamundi del modo historia, pues se tratan de fases independientes. Estas consisten en pequeñas pruebas como carreras en las que tendremos que superar a un rival, superar al crono o pruebas de supervivencia como aguantar el mayor tiempo posible encima de una vaca mientras recogemos burbujas. En fin, son minijuegos muy agradecidos y divertidos que se intercalan en el desarrollo habitual de las fases, y que dinamizan mucho el ritmo de partida.

Por último, se ha habilitado la compatibilidad con la cámara PlayStation Eye, para que así podamos incluir en LittleBigPlanet las fotos que nos hagamos y decorar así cualquier fase de cualquier mundo.

A lo largo del desarrollo iremos usando una serie de diferentes cachivaches. Uno de los primeros será el planeador, que nos servirá para elevarnos de la tierra y poder así superar las zonas con mayores desniveles, ya que nuestro muñeco de trapo será incapaz de realizar grandes saltos. Eso sí, no podremos ir a donde nos dé la gana, pues el planeador tiene un cable de longitud, y no podremos ir más allá de la extensión de dicho cable.

También nos encontraremos con vagones de mina sobre raíles o coches que ofrecen más variedad al asunto. Eso sí, no tendremos mucho control sobre los vagones, pero sí sobre los coches, pudiendo dirigirlos hacia delante o hacia atrás moviendo la palanca hacia un lado o el otro. Así, se consigue un gran número de diferentes situaciones que viene a enriquecer el ya de por sí rico universo de LittleBigPlanet.

Ya por último, me gustaría hablar de la existencia de una serie de interruptores y explosivos que añaden más leña al fuego, y que cobrarán un especial protagonismo durante las fases que transcurren en Centroamérica, donde tendremos que ayudar a Tío Jalapeño. En este mundo, tendremos incluso que enfrentarnos a un enemigo final, pues deberemos esquivar las minas que nos lanza y colocar cerca de él los paquetes bomba que nos lance, lo cual viene a ser otro de los grandes momentos de LittleBigPlanet.

El diseño de las diferentes fases cobra casi todo el protagonismo de LittleBigPlanet, pues siempre deberemos de pensar en el siguiente paso para poder avanzar, o para poder recoger los objetos que haya desperdigados por todo el escenario. Esto no quiere decir que no haya retos más allá de los que tengan que ver con los puzzles, pues también habrá una serie de enemigos a los que derrotar, aunque bastará con saltar encima de ellos (aunque a veces será justo debajo de ellos) para matarlos. Eso sí, tienen un protagonismo muy secundario si lo comparamos con la importancia del diseño de los niveles, pues los puzzles que Media Molecule han creado con la utilización de diferentes objetos en el escenario es extraordinaria.

Otro elemento que ayuda a que LittleBigPlanet sea tan bueno es el excelente motor de física, que genera unas reacciones de los diferentes objetos ante nuestra fuerza, o de la ley de la gravedad muy creíbles. Además, Media Molecule le ha dado bastante protagonismo, con lo que deberemos de usarlo en nuestro favor para superar algunas secciones que nos encontraremos a lo largo de todo el desarrollo.

Ya por último, y antes de pasar a hablar del editor de niveles, me gustaría reseñar otro de los elementos importantes de la jugabilidad de LittleBigPlanet, pues ofrece unos niveles de exploración bastante elevados, ya que en cada fase hay un montón de chismes escondidos que tendremos que esconder para poder superar la fase al 100%. Así, nos tocará volver a visitar muchas veces las mismas fases.

El editor de niveles de LittleBigPlanet es otro de los grandes reclamos de este título. Desde que se supo que lo incluiría, la gente sintió una gran curiosidad por él, y es que los chicos de Media Molecule no han tenido ningún problema a la hora de poner en disposición de los usuarios una herramienta tan potente como esta, para que así den rienda suelta de su imaginación.

En un principio, deberemos de escoger la base sobre la que construir nuestra fase (pudiendo ser el mismo diseño que algunas de las fases de los diferentes mundos). Luego, tendremos que pasar a personalizarlo y editarlo a nuestro propio gusto, poniendo y quitando lo que más nos interese para conseguir ese nivel tan especial que más adelante jugaremos…como también lo hará el resto de la comunidad de jugadores.

Para poder editarlo a nuestro gusto, será muy importante el cursor Popit, con el que podremos coger todos los objetos y adornos que haya en el escenario base, para moverlos o eliminarlos. Luego, también podremos recurrir a un montón de herramientas diferentes como la bolsa de chismes, donde hay montones de objetos (que tendremos que ganarnos de diferentes maneras). También está la bolsa de herramientas, donde podremos acceder a un montón de herramientas diferentes como la de la radio. Esta consiste en colocar un transistor en una parte del escenario para escoger qué melodía queramos que suene. Además, podremos configurar a nuestro gusto el nivel de bajos, de acompañamientos, de sonidos de ambiente o melodía queramos que suene, como también podremos escoger el punto exacto en el que queremos que empiece a sonar la canción.

También habrá otra serie de herramientas tan interesantes como poner un altavoz en un objeto para que salga por él un determinado sonido cada vez que pasemos por él. Esto puede dar lugar a situaciones tan divertidas como ver a un mono con sonido de elefante, o un cactus con sonido de vaca.

Uno de los elementos de creación más interesante es el de los materiales artesanales, pues así podremos crear los objetos que nos dé la gana, sin que tengan que ser los que tengamos en nuestra bolsa de chismes. Así, habrá una serie de figuras como un círculo, un cuadrado o un triángulo, que podremos expandir, girar, ampliar o mover para crear la forma que queramos. Esto, unido a otras herramientas como el editor de esquinas (que sirve para editar las esquinas de las diferentes figuras del escenario) o el pegamento (que sirve par pegar diferentes objetos) hace que las posibilidades de creación sean infinitas. Además, Media Molecule ha puesto a disposición todos los elementos necesarios para poder hacer un nivel como los que ellos hicieron, pues nos permiten crear tornos para que los objetos giren sobre un eje, interruptores, etc.

Para aprender a manejar este editor, existen una serie de tutoriales que tienen un valor didáctico muy importante, y que nos enseñarán a crear el nivel como nosotros queramos sin quebraderos de cabeza, y sin que quede nade sin explicar. Además, si los completamos recibiremos un gran número de objetos.

Así, después de haber explicado todo esto, queda claro que las posibilidades que LittleBigPlanet ofrece son amplísimas, y más os lo parecerá cuando sepáis que podréis bajaros los niveles creados por otros niveles, con lo que directamente las posibilidades serán casi infinitas.


Multijugador

Lo mejor del apartado multijugador de LittleBigPlanet es la posibilidad de jugar a los niveles creados por el resto de usuarios. Así, el hecho de que podamos compartir los niveles con todo el mundo hace que la duración de este producto se vea ampliada hasta límites insospechados. Y más viendo el furor que el editor de niveles creó en la beta que estuvo disponible hasta hace bien poco.

Además de esto, LittleBigPlanet podrá ser jugado por dos personas a la vez en un modo cooperativo muy interesante, pues durante las fases del modo historia nos encontraremos con ciertas secciones que no podremos resolver, y que están anunciadas con un cartel que indica que se necesitan a dos muñecos de trapo para superarlo. Así, tendremos que jugar junto a un amigo para poder resolver dicho puzzle y recoger la recompensa. Ah, y los dos personajes deberán de permanecer juntos en la pantalla, pues si se separan mucho, el que esté más retrasado perderá una vida.

Gráficos

El apartado gráfico de LittleBigPlanet se puede definir con una sola palabra: precioso. Puede que no presente unos diseños en 3D con miles y miles de polígonos, pero sí que presenta unos muñecos perfectamente animados, con un nivel de texturización increíble, y unos escenarios muy bonitos y detallados que vienen a ofrecer una de las experiencias visuales más atractivas de todo el catálogo de PS3.

Si es cierto que a veces presenta pequeños fallos de detección de objetos, pero son totalmente perdonables, pues es lo que tiene ofrecer un entorno totalmente configurable y moldeable a nuestro propio gusto.

Como decía, el diseño de los personajes es muy rico, y presenta unas animaciones muy cuidadas, incluidas las animaciones faciales de nuestro muñeco de trapo. Además, el resto de personajes presenta un aspecto caricaturesco, como si fuesen marionetas de madera, que le da un toque muy especial a LittleBigPlanet, y es que no se parece a casi nada de lo que habíamos visto hasta ahora.

Los diversos efectos gráficos, como las explosiones, no se prodigan mucho en este título, pero destacan algunos tan especiales como los fuegos artificiales de los finales de cada fase.


Música/Sonido

El apartado sonoro de LittleBigPlanet se merece un gran aplauso, y no solo por las tremendas opciones de configuración que permite en los niveles que creemos (que ya expliqué más atrás), sino por la enorme calidad de la banda sonora, los efectos sonidos y de las voces.

Para empezar, no os extrañéis si acabáis tarareando alguna de las melodías del juego, lo cual unido al hecho de que más de un tema esté en castellano, hará que entonéis hasta parte de la letra. Eso sí, la culpa de todo lo tiene lo pegadizas que resultan. Además, el hecho de que a veces se escuchen con más graves, con menos melodía, más sonido de ambiente, etc. le da un toque aún más especial.

Por otra parte, tenemos unos efectos sonoros muy divertidos y de una calidad más que notable, y lo mismo se podría decir del narrador que nos acompañará durante toda la aventura, que más que destacar por su interpretación, destaca por sus sabias palabras, que siempre nos ayudan a salir de los problemas que se nos plantean, y lo más importante de todo: no resulta cansino.


Edición Española

LittleBigPlanet viene con textos de pantalla, manual y voces en castellano. Bueno, más que voces se podría decir que voz en castellano, pues solo habrá una voz en off que nos aconsejará y nos explicará todos los pormenores de LittleBigPlanet mediante vídeos muy aclaratorios.


Conclusión

LittleBigPlanet se define muy bien a sí mismo, pues en uno de los primeros vídeos que nos ofrece, se describe como un universo asombroso, fantástico y creativo, a lo que añado que tiene un diseño de fases alucinante y un diseño de personajes extraordinario. Redefine el género de las plataformas gracias a las enormes posibilidades de edición que ofrece, mediante el potente editor de niveles, y gracias también al increíble uso de la física y los diferentes usos que se dan a las pegatinas y objetos. Una compra obligada para todos los usuarios de PS3, pues el día 23 de octubre os quedaréis maravillados con este título.


Lo mejor: Absolutamente todo. Un editor de niveles increíblemente profundo, una jugabilidad muy cuidada, un diseño artístico brutal, unas opciones multijugador extraordinarias. Nos obliga a usar la cabeza para resolver montones de puzzles.

Lo peor: Los pequeños errores que surgen a raíz de la perspectiva y algún que otro fallo al traspasar ciertos objetos. Ojalá el modo historia fuese más largo, pero se compensa con los niveles creados por los usuarios.


Historia: --
Gráficos: 10
Música/Sonido: 10
Jugabilidad: 10
Edición Española: 9
Multijugador: 10

 

 



Alternativas:

 

 






Añadir comentario acerca de esta página:
Tu nombre:
Tu página web:
Tu mensaje:

 
   
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=